Brum, brum, hace mi moto… y el discurso político de Iglesias.

Pocas veces hablo de política. Pero, hoy, 23 de febrero, ver al Sr. Pablo Iglesias en Telecinco, entrevistado por Pedro Piqueras, me ha encendido.

sinzitaprevia-pablo-iglesias-en-telecinco-comunista-social-democrata-falso

¿Y éste no era comunista? Pensaba mientras escuchaba a ese falso social-demócrata. Mientras preguntaban sobre temas como la situación de Venezuela, las acusaciones de Maduro contra España, sobre que no le gusta que se acuse a los alcaldes, sobre lo bueno que es y el mucho bien que pretende hacer, sobre su definición de “casta” (so-irresponsable)… y el colmo: sobre su compi Monedero que “quedó más que probado que no hay conducta irregular”,

.

Empezando por los dos millones de discursos políticos que guarda en la chistera, dependiendo de quien esté mirando y/o escuchando, o de lo que exija el contexto, hablemos en primer lugar de ese absurdo comentario acerca de no acusar injustamente a “alcaldes”… en Venezuela. Y se referirá allí, porque aquí, sean alcaldes u otros representantes públicos, al mago bien le gusta señalar –a veces con nombre y a veces en general, con su “ya sabemos quienes son”– y decir esas cosas que a veces dice –sobre otros “colegas de profesión”, que para no olvidarse de ninguno llama “casta”– que, en mi opinión, son de juzgado.

.

Siguiendo por las afirmaciones acerca de que el desahucio se puede evitar, que los que no pagan merecen una segunda oportunidad. Me parece estupendo, la compasión es una gran virtud y creo, de verdad, en las segundas oportunidades, pero me crispa los nervios como manipula la verdad, como manipula la realidad, enfocándola hacia lo que le interesa.

Vamos a ver, Sr. Iglesias, el político que sabe como tienen que hacerse las cosas, el que no puede pagar, bien, que disponga de un margen de tiempo, que se esfuerce dos veces para pagar su deuda y reciba un voto de confianza con margen de impago. Bien. Pero, ¿qué pasa con propietario? Sea un banco, sea un particular, ¿qué pasa con el que tenía un piso para ganar de dinero o su sueldo (que hay quien vive de los alquileres de sus propiedades)? ¿qué pasa con el que depende de ese dinero que el otro no puede pagar? ¿que le jodan porque es un banco? ¿que le jodan porque tiene más de una vivienda?

Qué bonito es hablar cuando uno no paga las consecuencias.

.

Y, el colmo, el colmo de los colmos: “mi amiguito Monedero no ha hecho nada malo”. No, no ha hecho nada irregular, a ojos de la Ley, porque mientras montaba una empresita, ¡sólo para cobrar ese dinero que no declaró! (y lo digo así, como tú, con la certeza de quien tiene una impresión), recibió una información antes de tiempo, se escondió bien escondido para no recibir la citación y mientras por la espalda regularizó lo irregular para que, entonces, ya no pudieran llamarlo delito fiscal. Mira tú que esto me recuerda, ¿a quién me recuerda? ¡A los Pujol!

Seguro que se te helaría la sangre si alguien, públicamente, comparara lo que ha hecho tu amiguito con lo que hicieron los Pujol… ¡esa casta!

.

¡Ojo! Esos son otros que me encienden hasta niveles infernales, pero tú, tú… Tú, Pablo Iglesias, haces que deteste mi país. Haces que odie a mi país por ser tan inconsciente de consentirte abrir la boca y no destrozarte con cada una de tus incoherencias, por quedarse escuchando. Haces que odie a las cadenas por permitirte el paso en sus estudios, para ganar cuotas de audiencias que hacen felices a los clientes que meten sus anuncios en esa franja horaria que funciona genial porque tú tienes derecho a abrir esa boca, cargada de malicia, cargada de mentiras, cargada de esperanza, esperanza para gente que la necesita de verdad y a la que vas a decepcionar.

Porque todo lo que prometes es una utopía que, de pretender ser una realidad, hará de este paraíso que es España, con un clima de ensueño, con unas gentes de carácter alegre y hospitalario, con una riqueza terrenal y cultural brillantes, hará de este paraíso que es mi país, una mierda.

.

Y lo digo así, con toda la reflexión que me permite este sentimiento incendiario. Y, lo peor, este mondongo que, maldita sea, pocos son capaces de ver, es el legado que dejamos a nuestros hijos. El futuro es la caca con ojos del Whatsapp.

.

Lo mejor que podría pasar es que, igual que Felipe González cuando llegó a la presidencia, ese espíritu marxista te dure 10 días, y pongas los pies en la tierra, dándote cuenta de que todo lo que prometes no es más que una ilusión, que espero por Dios que tú mismo te creas, porque no se puede ser tan hipócrita.

Ojalá, como dices tú “que los que se equivocan, acepten que han cometido un error, y se disculpen”, y tú seas que que tenga que decir en voz alta:

“Lo siento, os vendí la moto, construí mi nombre apuntando hacia los errores de los demás. Os vendí que los que dirigían eran malos, pero ahora que dirijo me toca ser malo a mí, porque para gobernar en un país democrático, no se puede contentar a todos. E hice tantas promesas como comunista, hice tantas promesas como ‘socialdemócrata’ que no puedo, al final, contentar a nadie”

Ojalá te oiga decir que nada de lo que prometiste era realista y que la dirección de un país te desborda. Porque eres muy simple y no eres consciente de todo lo que estás prometiendo, de todas las esperanzas que estás levantando y los miedos que estás infundiendo y ojalá la realidad de gobernar un país te desborde.

.

De verdad, tú haces que la expresión “que me quede como estoy, aunque no vaya a mejor” tenga sentido y sobre todo, sobre todo, le das sentido al refrán:

No es bueno quien cree malos a los demás

.

Deja de apuntar a los demás, deja de decir: yo no haré esto, estos son malos, yo no soy así. ¿En algún momento has dicho cómo harás las cosas? No, qué vas a hacer, sino como harás las cosas. Ni una palabra he escuchado y sé, por adelantado, que ninguna palabra escucharé. Estás bien formado, pero no estás preparado para satisfacer las esperanzas que estás levantando.

Espero que eso sea tu perdición.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s